Lesión marcó el derrumbe del sueño dorado de Fernando González

La segunda raqueta nacional sufrió una fuerte torcedura en su tobillo derecho en el segundo set y perdió el rumbo ante el estadounidense Mardy Fish, quien enfrentará en la final olímpica a Nicolás Massú.

Llévatelo:

Chile pudo haber tenido a sus dos tenistas en la disputa de la medalla de oro, pero la suerte dijo lo contrario este viernes y una lesión en el tobillo derecho impidió a Fernando González (21°) jugar con normalidad ante el estadounidense Mardy Fish (35°), quien aprovechó la baja física de su rival y se impuso en semifinales por 3-6, 6-3 y 6-4.

 

El jugador norteamericano frustró el sueño dorado de González e impidió que Chile asegurara antes de tiempo una medalla de oro, ya que en caso de avanzar la segunda raqueta nacional se habría medido con Nicolás Massú, quien batió en la primera semifinal a Taylor Dent.

 

Fernando González no podrá subir a lo más alto del podio olímpico, pero de todas formas tendrá la posibilidad de luchar por una medalla en el cuadro individual, cuando este sábado se mida ante el estadounidense Dent en el duelo por el bronce.

 

Lo que comenzó como un sueño en el court 1 del Olympic Tennis Centre tuvo un desenlace poco afortunado.

 

El tenista de La Reina comenzó jugando a gran nivel tal como lo hizo en las cuatro rondas anteriores, y tras remontar un quiebre en contra en el primer game, superó en dos oportunidades el peligroso servicio de Fish y ganó el set inicial por un claro 6-3 en 40 minutos.

 

Fernando González lograba responder adecuadamente ante los potentes saques de Fish, arma primordial en el juego del estadounidense, y prueba de ello fue el rompimiento al inicio del segundo parcial.

 

La devolución del quiebre por parte del norteamericano en el juego siguiente frustró las aspiraciones chilenas de adelantarse claramente, pero de todas formas el partido era controlado por el representante nacional.

 

El comienzo del fin

 

Era controlado, hasta que la preocupación y los fantasmas se instalaron sobre el cemento ateniense, cuando González sufrió una fuerte torcedura en el tobillo derecho y debió retirarse momentáneamente para recibir atención médica.

 

El encuentro se detuvo en el cuarto juego y todo el país temió lo peor, pero el pupilo de Horacio de la Peña retornó a la cancha luego de siete minutos de asistencia, y el encuentro continuó, aunque el nivel del juego de González sufrió una evidente baja.

 

La segunda raqueta nacional comenzó a fallar reiteradamente sus otrora letales derechos, y Fish no hizo sino mantener una regularidad en sus golpes para quebrar en el sexto game y aprovechar el desnivel, en un set que le favoreció por 6-3.

 

El jugador nacional pudo haber basado su accionar en su servicio, pero no estuvo fino en sus disparos y otorgó aún más oportunidades al norteamericano.

 

La tercera manga mostró a un González esforzándose al máximo por mantener su opción, pero luego de mutuos rompimientos en el quinto y sexto juego, el estadounidense logró un decisivo break en el noveno capítulo y quedó 5-4 arriba para servir por el set y el partido.

 

El saque es el arma principal de Mardy Fish, y el jugador lo demostró con cuatro misiles que dejaron sin ninguna posibilidad de respuesta al chileno, y Fernando González debió resignarse a ceder el partido por 6-3, 3-6 y 4-6 luego de dos arduas horas de disputa.

 

González tendrá la oportunidad de disputar la medalla de bronce individual ante el estadounidense Taylor Dent en un encuentro pactado para las 10:00 horas (14:00 GMT) de este sábado, aunque todo dependerá de las condicones físicas del chileno.

 

Además, desde las 14:00 horas (18:00 GMT) deberá entrar a la cancha junto a Nicolás Massú para disputar el oro olímpico del dobles ante la pareja germana de Nicolas Kiefer y Rainer Schuettler.