Michael Jordan ejerció como mediador con los jugadores y tuvo rol clave para terminar el boicot

La leyenda de Chicago Bulls dialogó con las estrellas y escuchó sus demandas.

"Air" es el único afroamericano dueño de una franquicia, Charlotte Hornets.

Michael Jordan ejerció como mediador con los jugadores y tuvo rol clave para terminar el boicot
Llévatelo:

Michael Jordan, leyenda de Chicago Bulls y considerado el mejor basquetbolista de la historia, ejerció como mediador este jueves con distintas figuras de la NBA y tuvo un rol clave para ayudar a levantar el boicot de los jugadores, para continuar con los playoffs.

Según informó ESPN, Jordan, quien es el único afroamericano dueño de una franquicia, Charlotte Hornets, tuvo conversaciones con Chris Paul, presidente de la asociación de jugadores, y con Russell Westbrook, para escuchar sus demandas y acercar las posturas, invitándolos a seguir con la competencia.

Como ex jugador, "su majestad aérea" logró apaciguar los ánimos del grupo, que entre sus líderes tiene a LeBron James, que tenían pensado cancelar el torneo y enviar un mensaje potente en la lucha contra el racismo.

Tras hablar con los jugadores, Jordan, como dueño de los Hornets, participó en una reunión con los propietarios de todas las franquicias y fue enfático: "Ahora mismo lo mejor es escuchar y no hablar".

Uno de los ejecutivos presentes en la reunión, quien mantuvo su identidad reservada, señaló a ESPN que la situación del boicot se logró resolver gracias a la credibilidad de Jordan. 

"Fue un jugador de alto perfil que ha ganado campeonatos. También es dueño de un equipo de mercado pequeño. Tiene una gran credibilidad tanto con los jugadores como con los dueños. Es ideal para ser la parte unificadora en esta situación", aseveró.