U. de Chile vivió la noche más gloriosa de su historia y levantó la Copa Sudamericana

El conjunto estudiantil consiguió su primer título internacional tras batir a Liga Deportiva Universitaria de Quito.

Se convirtió en el primer equipo chileno en ganar un certamen continental en el Estadio Nacional.

Llévatelo:

En una jornada perfecta, Universidad de Chile conquistó el primer título internacional de sus 84 años de historia luego de vencer sin mayor resistencia por 3-0 a Liga Deportiva Universitaria de Quito en el Estadio Nacional, en la final de vuelta del certamen.

El equipo dirigido por Jorge Sampaoli sólo tuvo que mostrar el mismo argumento que tuvo durante toda la campaña en el certamen, en la cual ganó 10 partidos, empató dos, marcó 21 goles y sólo recibió dos en contra, para así refrendar la victoria 1-0 que consiguieron en la ida sobre los ecuatorianos.

En tanto el equipo rival, que llegó con toda la ilusión de revertir la serie, estuvo solo tres minutos con ésta en el campo de juego, pues el esquema azul resquebrajó cualquier tipo de oposición con su vértigo y así abrió la cuenta el mejor jugador del equipo, Eduardo Vargas, al mandar un zurdazo seco desde el punto penal.

Imagen

Luego, ya practicamente con el título en el bolsillo, se desató el vendaval azul sobre el terreno del reducto ñuñoíno y doblegó con todos sus argumentos a un cuadro que no mostró mayores ideas para por lo menos buscar una igualdad que los dejara con algo de vida en la llave.

Así pudo Matías Rodríguez extender las cifras con un testazo en los 13' o en el minuto 37 Eugenio Mena tuvo la misma chance, pero la bola se perdió en las alturas de la noche santiaguina ante el buen achique del meta Alexander Domínguez.

La solitaria aproximación de Liga estuvo en el minuto 44 cuando Ezequiel González ejecutó un lanzamiento a balón detenido que estuvo cerca de sorprender a Johnny Herrera, pero éste estuvo lejos de acusar el golpe y reaccionó a tiempo para enviar la bola al tiro de esquina. Así se fueron al descanso, con la U más campeón que cuando empezó el partido.

La confirmación del título

Si el elenco dirigido técnicamente por Edgardo Bauza tuvo alguna intención de mostrarle al rival que lucharían hasta el último suspiro por arrebatarles el trofeo, todo se diluyó en los 67' al ser expulsado el defensor Jorge Guagua por propinarle un codazo tremendo a Gustavo Lorenzetti, que a esas alturas ya había reemplazado a Francisco Castro.

ImagenCon la ventaja que suponía tener un jugador más sobre la cancha, la U se volcó a cerrar el resultado y Gustavo Canales tuvo un mano a mano con Domínguez en el que no supo definir (73') y luego Vargas envió elevadísimo un disparo, en los 76'.

Fue Lorenzetti quien puso la tranquilidad en el minuto 79 al capturar un rebote en el área menor y, sin marcas, poner un zurdazo que se transformó en el segundo tanto de la U en el partido, con que le ponía la tarea muy cuesta arriba a los "albos", que tenían que anotar cuatro goles para robarles el tan ansiado campeonato.

Pero ya todo se definió en los 86'; apareció nuevamente la máxima figura del campeonato, Eduardo Vargas, para decretar con un puntazo ante la desesperada salida de Domínguez el 3-0 definitivo que, además de ser su undécimo gol personal en la copa, pasará a la historia como el último tanto de una perfecta campaña laica, que terminó por brindarles el primer título internacional de su historia.

Poco importó la expulsión de Matías Rodríguez por doble amonestación dos minutos antes, pues en las huestes azules era todo euforia, alegría, fanatismo y finalmente la consecución de una copa que tantos años esperaron los forofos de la U, que también se convirtió en el quinto título internacional de un equipo chileno (Colo Colo logró la Copa Libertadores 1991, la Interamericana en 1992 y la Recopa en 1992; y Universidad Católica la Interamericana en 1994 ), siendo el primero logrado en el Estadio Nacional, reducto más importante del fútbol criollo.

Universidad de Chile alcanzó el trofeo invicto concretando 21 conquistas y dejando en el camino a Fénix y Nacional de Uruguay, a Flamengo -equipo al cual goleó en Brasil por 4-0 y en la vuelta lo venció 1-0- a Arsenal de Sarandí, batiéndolo en Buenos Aires y Santiago, a Vasco da Gama en semifinales y a los ecuatorianos. Fue la mejor campaña de un equipo en un certamen internacional, desde Estudiantes de La Plata campeón de Copa Libertadores el año 1969.

Párrafo aparte merece el adiestrador del equipo, Jorge Sampaoli, quien logró imprimirle una filosofía ofensiva, una actitud en ataque sin precedentes en un equipo nacional, que pudo pararse de igual a igual ante cualquier escuadra y en cualquier cancha, pues logró convencer a sus jugadores que atacando con personalidad es posible tener logros en el fútbol. Y así fue.

EstadísticasUniversidad de Chile (3): Johnny Herrera, Matías Rodríguez, Osvaldo González, Marcos González, José Rojas, Charles Aránguiz, Marcelo Díaz, Eugenio Mena, Eduardo Vargas, Gustavo Canales (85' Diego Rivarola), Francisco Castro (53' Gustavo Lorenzetti). DT: Jorge Sampaoli

LDUQ (0): Alexander Domínguez, Jorge Guagua, Norberto Araujo, Diego Calderón, Lucas Acosta, Fernando Hidalgo, Neicer Reasco (54' Enrique Gámez), Paul Ambrossi, Ezequiel González, Luis Bolaños (66' Walter Calderón), Hernán Barcos. DT: Edgardo Bauza

Goles: 1-0: 3'; Eduardo Vargas, 2-0: 79'; Gustavo Lorenzetti, 3-2: 87'; Eduardo Vargas

Tarjetas amarillas: Díaz, O. González, Rodríguez, Vargas. Hidalgo, Barcos, González.

Tarjetas rojas: 67' Jorge Guagua, 84' Matías Rodríguez

Arbitro: Wilson Seneme (BRA)

Estadio Nacional